sábado, 11 de febrero de 2017

El Corazón de Jesús protege a los habitantes de la tierra de los Urus

Hace 73 años llegaba hasta la ciudad de Oruro, una de las imágenes religiosas, que es considerada por los fieles católicos, como la protectora de los habitantes de Oruro, ubicada en el cerro Cerrato, zona Oeste de la ciudad.

La imagen del Corazón de Jesús llegó en agosto de 1943 con motivo del Congreso Eucarístico Diocesano.

Desde ese año, el monumento al Corazón de Jesús es visitado por miles de personas, especialmente por fieles católicos que hacen romerías en la madrugada de la Semana Santa, pasando, poco a poco, las imágenes de las 12 estaciones de la Vida, Pasión, Muerte y Resurrección de Cristo. Para subir al lugar, existe una gran cantidad de gradas, pero para descansar, también existen réplicas de las doce estaciones que tuvo que recorrer Jesús, antes de ser crucificado, hace más de dos mil años.

Fue el Comité Pro Monumento al Corazón de Jesús, la institución encargada de financiar la obra escultórica que llegó desde la ciudad de Buenos Aires-Argentina, realizada por el escultor Taceti y fundida en los talleres Santería "Pazza" de la capital bonaerense.

De esta manera, un viernes 20 de agosto de 1943 a las 23 horas, luego de un prolongado viaje realizado en el vagón de un tren, la imagen llegó a la ciudad y fue recibida con alegría por estudiantes de unidades educativas y aquellos ciudadanos que habían decidido regalarle a su tierra natal, una imagen simbólica dedicada al Corazón de Jesús, a quién nos entregó su corazón y espíritu para que vivamos en armonía.

La imagen tiene una altura de 3 metros y medio, fue colocada sobre una columna base de 12 metros de alto, erigida para el efecto y con anticipación por la constructora de Leonardo Zabalaga Cuenca. Años más tarde los vecinos gestionarían la construcción y remodelación de las gradas que forman parte del recorrido hacia el Corazón de Jesús.

Son muchas las tradiciones que forman parte de la visita de algunas personas a este sector, están los novios quienes para lograr una relación duradera deben subir agarrados de la mano por todas las gradas de principio a fin, además hay quienes aseguran dejar sus peticiones escritas en papel a los pies de la imagen para que éstas se hagan realidad.

Pero algo que más resalta de este atractivo de la ciudad, es la maravillosa vista que ofrece de la ciudad, cuando uno se encuentra a los pies de la imagen, convirtiéndose esta a su vez en uno de los miradores más visitados de Oruro.




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada