sábado, 17 de enero de 2015

Monumento al minero

Uno de los lugares más visitados en la ciudad de Oruro por propios y extraños, es el monumento al Minero que se encuentra en la zona del Santuario de la Virgen del Socavón.

Es un sitio emblemático no solo por el simbolismo que representa la minería para el departamento de Oruro, sino también por sus riquezas minerales que dieron fruto a la creación en primer término de la Villa de San Felipe de Austria el 1 de Noviembre de 1606.

En segundo término, porque mediante esta actividad es que Oruro no solo aportó a su desarrollo, sino al de la colonia española y tras la fundación de la República en 1825 a Bolivia entera. No por algo, hay varias ciudades del Oriente que se levantaron con las riquezas producidas en este terruño.

Sin embargo, hablando del monumento como tal, fue erigido en 1962 por los fundidores, Alberto García Escóbar y Gregorio Paca Gallaza, y el escultor Hugo Barrenechea, durante la gestión sindical de Armando Morales Gómez. La restauración se la hizo durante la gestión del alcalde Edgar Bazán en el 2005.

En esta obra de arte destacan varios elementos, desde la tradición como el tío de la mina que se encuentra al fondo de ese socavón, hasta la lucha revolucionaria obrera, expresión que denota en los brazos de los personajes, mineros y palliris.

Por otro lado, en la parte posterior del monumento están unas rocas, que en el tiempo de los urus fueron espacios sagrados, denominados "wacas". Allí en la época del Carnaval de Oruro, Obra Maestra del Patrimonio Oral e Intangible de la Humanidad se realizan rituales andinos por danzarines que participan en devoción a la Virgen del Socavón.




No hay comentarios:

Publicar un comentario