lunes, 6 de febrero de 2012

Restaurar el Calvario del Cerro Pie de Gallo es misión de los orureños

La restauración del Calvario que representa el Vía Crucis de Jesús en el cerro Pie de Gallo, es la misión de todos los orureños, resaltó Miguel Salas Aguilar en su exposición sobre material que revela la existencia de este sitio arqueológico, desarrollada en la biblioteca del Santuario del Socavón.La investigación hecha por Miguel Salas Aguilar cuenta con pruebas minuciosamente estudiadas, las que revelan que Oruro habría contado con un Calvario, diferente al que comúnmente se conoce, la feria de miniaturas y exposición gastronómica en los alrededores del Santuario del Socavón.Según Salas, este pudo ser el Calvario donde se efectuaban actividades religiosas en la época colonial, como la representación del vía crucis católico, el cual partía del Socavón y terminaba en la cima del cerro Pie de Gallo, en la actualidad este hecho fue olvidado, dijo Salas. De esta costumbre religiosa sólo quedan vestigios antropológicos en la cima del Pie de Gallo. De todas las pruebas de la existencia de este calvario se cuenta con una la lámina de oro y plata de Oruro de 1808, que se encuentra actualmente en el ayuntamiento de Argentina. En uno de sus detalles, un querubín sostiene un escudo en el cual se observa claramente una cruz en la cima del cerro Pie de Gallo, pero esta misma figura se encuentra en monedas antiguas, grabados, pinturas de la época además de relatos como los del historiador argentino Ángel Carransa, quien menciona en uno de sus escritos que el cerro Pie de Gallo estaba coronado por una cruz, de ahí que la zona del casco viejo es conocido como el Calvario. Al igual que en otros pueblos la antigua Villa de Oruro también contaba con un Calvario donde se podía apreciar una sencilla cruz de madera. Salas sugirió erigir este monumento como prueba de lo que una vez fue la Villa. La base de piedra de forma circular tiene aproximadamente 6 metros de diámetro y donde pudo estar erigida la cruz se encuentra exactamente en el primer rajo de la cima del cerro Pie de Gallo.Pero también existe una base cuadrada donde pudo estar la casa de ceras, tal como existe en la cima del cerro Cerrato (Cañón Colorado o más conocido como el lagarto petrificado) camino a Cala Cala.Salas, junto a un grupo de expedicionistas, mientras realizaban el plantado de árboles el año 2001, fueron atraídos por los bloques de piedra, pero el interés creció cuando se preguntaron el porqué en algunas obras de arte del pintor Olivares en el año 1900, cuadro que se encuentra en la Casa Municipal de Cultura, aparece una cruz en la cima del cerro Pie de Gallo.Impulsados por el deseo de conocer un poco más sobre esta cruz, junto al antropólogo Marco Arancibia, recolectaron artesanías que demuestran que se practicaban actividades pagano religiosas en ese sitio, ya que también está el hecho de que la cultura andina considera a los cerros como achachilas, por la energía telúrica que contienen.Lo que resta de esta investigación es conocer el porqué se dejó de realizar estas actividades pagano religiosas y en qué tiempo desapareció el Calvario del cerro Pie de Gallo. La misión de Salas es motivar a la ciudadanía a reponer este sitio ya sea creando un comité para preservar el valor histórico del cerro coronado antiguamente por una cruz.Esto porque crece el radio urbano indiscriminadamente, lo que puede amenazar la existencia de los vestigios hallados, como actualmente ocurre con el sitio pétreo conocido como la Víbora o Los Arenales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada